WHO ARE YOU, MR. CUBAN AMBASSADOR?

Realmente quien ve el video del embajador de Cuba en Noruega, al dirigirse a otras personas, uno se sorprende de los modales tan poco diplomáticos de este señor, quien representa al Gobierno y sobre todo debe reflejar la idiosincrasia del pueblo cubano, sus tradiciones y sus costumbres.

La forma descompuesta y callejera de comunicarse con las otras personas es muy propia de quien, como decimos en Cuba, ha ido a la escuela, pero la escuela no ha pasado por él.

Pero, pareciera que el Sr. Rogerio Santana, sigue los pasos de Raúl Roa, quien fuera llamado por las autoridades de la Habana “el canciller de la Libertad”, no por la cultura adquirida antes de la Revolución, sino por su actitud de guapería cuando sentía que sus elocuentes discursos no eran suficientes para rechazar acusaciones contra los Castro.

Baste recordar la reacción del diplomático cubano ante la réplica del representante de Chile en Naciones Unidas a una intervención de Raúl Roa, el 10 de octubre de 1973.

El propio Roa recordaba con orgullo en uno de sus libros, como se levantó de su asiento, “y salí disparado para la tribuna a propinarle una bofetada entre gritos de “Hijo de p…”, “maric…” (todo eso en medio de una de las sesiones de la Asamblea General de Naciones Unidas, donde anos después el presidente de Venezuela hizo lo suyo con el diablo)

“Se metió la gente por medio y el Presidente tuvo que suspender momentáneamente la Asamblea”, contaba orgulloso Raúl Roa y sus acólitos.

Esa “gloriosa y académica acción” quedó entre los anales de los mejores ejercicios de la diplomacia cubana, que al parecer siguen aplicando en algunas partes del mundo como en Oslo, Noruega.

Y para cerrar este capítulo dedicado al Mr. Embajador cubano en Oslo, Noruega, les remito este párrafo que encontré navegando en Internet:

“Según Bernard de Rosier, autor muy conocido del siglo XV y que sería embajador del Rey de Francia, el diplomático debía poseer exactamente 26 virtudes. No las voy a enumerar, pero, señalaré que entre ellas se encontraban la veracidad, la temperancia, la probidad, la modestia, la sobriedad, la honestidad, la probidad, la magnificencia y la audacia”

I am sorry, but you, Mr. Cuban Ambassador, “estás frito”.

Related News

One Response

Leave a Reply
  1. Anónimo
    Jun 01, 2010 - 07:13 AM

    Tremendo ingles de barrio tiene ese “diplomatico de arroz con frijoles”. La jevita chusma de el seguro le dijo : “no te peles papi que te queda muy bien la pelambrera” . Son un par de cochinos los dos!!

    Para mi esta clasificado como “CHOFER DE LA TERMINAL DE PARRAGA” de ahi no sale…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

DISEÑO Y PROGRAMACIÓN: BERTNIS ENTERPRISES, INC., Miami FL | TELÉFONO: 305.363.4700