Kikirikiando por Cayo Hueso

Cayo Hueso es uno de los sitios turísticos más atractivos de todos los Estados Unidos.

Cuando la nieve y el frío azotan el norte del país y a Europa, muchos de sus habitantes abandonan sus casas para refugiarse en esta tierra matizada por las costumbres de muchas nacionalidades, y en especial por los cubanos, quienes trajeron todas sus costumbres, y hasta sus gallos “coloraos”.

Hay muchas versiones sobre la presencia de estos hermosos caballeros de espléndida cresta sueltos por Cayo Hueso.

Sépase que los cubanos llegaron aquí hace muchos anos. Inclusive José Martí, el Apóstol de la Independencia, dio varios discursos en el Instituto San Carlos situado en la concurrida calle Duval. Exactamente el primero fue  el día de Navidad de 1891.

Mientras caminamos por el embarcadero donde atracan los Cruceros y los botes de paseo, me cuentan que los cubanos, como era costumbre en la isla, quisieron “echar algunas peleas de gallos”.

Pero las autoridades norteamericanas se las prohibieron. La respuesta en señal de protesta fue muy sencilla: los cubanos dejaron libres a sus mascotas y “que se fajen entre ellos si quieren. Eso no es problema de nosotros”, dijeron.

Desde esa época, estos esbeltos gallos se pasean por Cayo Hueso, mientras  disparan su kikiriki a cientos de decibeles, para satisfacción de criollos y turistas.

Pero Key West no es solo de cubanos. Es innumerable la cantidad de restaurantes y bares de diversas latitudes.

La gritería ensordecedora la encontrará en el bar de los irlandeses. Por cierto ¡que me encanta! ¡Es como estar en una fiesta en Guanabacoa o en Regla pero en inglés!

También encontrará el Sloppy Joe’s, bar que me hizo recordar uno que mi padre me mostró un día en La Habana. Estaba cerca del Parque Central, pero un huracán verde olivo se encargó en desaparecerlo. Dicen que el Sloppy Joe’s tenía la barra más grande del mundo. ¡No sé si será verdad, pero me gustó escuchar esa frase y la repito!

Andar por la calle Duval es la bendición para la mayoría de los turistas, quienes  quieren descubrir cada rincón, pero sin tener que andar mucho, y tenerlo todo a la mano.

Animados bares, espléndidas marinas, tiendas plenas de souvenirs, restaurantes de todo tipo de comidas, y atractivos museos se hallan en este pedacito de tierra conectado con el continente.

Pero para los cubanos e inclusive para los viajeros, un punto obligado es tomarse fotos en la famosa boya que marca la distancia de 90 millas entre Cuba y Estados Unidos.

Muchos son los puntos de atracción para  millones de turistas que anualmente llegan por carretera, crucero o avión a Cayo Hueso, tierra reclamada por muchos, y en especial por quienes trajeron a sus gallos, siempre kikirikiando cubanía.

Oscar Suárez

Nota: Kikirikiando es una palabra que dijo mi esposa anoche, y me encantó. No sabemos si existe, pero como dicen los gringos “I like it”

 

 

Related News

7 Responses

Leave a Reply
  1. Lilia Rodríguez
    Jul 16, 2012 - 07:08 AM

    Hola esta es la historia de una mujer con suenos ROTOS pero cuando uno se propone algo en la vida se logra como esta mujer ella sonabba con viajar le gustaba mucho los prgramas de TV donde ponian lugares Historicos viajes alrededor del mundo lugares como donde vivian los Inkas ruinas pero en el pais donde vivia hasta sonar era imposible por la falta de libertad por una dictadura que le manipulaba las mentes a las personas pero cuando uno se propone algo en a vida se logra salio de su pais llego a EU donde encontro libertad para darle riendas sueltas a sus suenos ahi encontro esta pagina de Oscar Suarez que le permitio contr su historia sin salir de su casa viajo con el pensamiento vio esos lugares con los que sono sin verlos un lgar que si vio y se quedo maravillada fue CAYO HUESO para ella un lugar muy lindo sus calles y la puesta del sol algo increible para ella todo tenia u color definido los arboles el mar la arena las casa y el trato de las personas los lugare visitados fueron como salidos de su cuento sonado ahora digo que sonar no cuesta nada y mas cuando se realiza es algo logrado para ella ahi quien pide riquezas otros lugares pero para ella ese lugar fue algo bello espectacular ya que si no huviera llegado a EU jamas lo huvira visto:

    AHORA QUIERO DARLE LAS GRACIAS A OSCAR SUAREZ POR PERMITIRME DECIR ESTA HISTORIA QUE ALGO CORTA PERO LLENA DE AMOR Y ALEGRIA GACIAS EN MI PAIS JAMAS LO HUVIERA PODIDO CONTAR AUNQUE TIENE LUGARE BELLOS TAMBIEN PERO NO HAY LIBERTAD GRACIAS UNA MEZ MAS

  2. Elena Troya
    Jul 08, 2012 - 07:29 AM

    Oscar ya tengo la historia preparada pro no se por donde ponerla me puedes esplicar creo que esta amiga te tiene algo loco con sus pregutaderas jajaj isculpame ok espero saber
    gracias

  3. Elena Troya
    Jul 08, 2012 - 07:27 AM

    si supieras oscar que ese fue uno de mis suenos si haver visto nunca cayo hueso lo veia en suenos para mi que e viajado poco o casi nada es un lugar muy bonito por sus calles y esa puesta de sol es algo bello yo lo disfrute muchisimo

  4. gerardo perez
    Abr 11, 2012 - 12:12 PM

    Oscar, para mi Cayo Hueso fue la puerta de entrada a este pais. No sabes la emocion que siento cuando lo visito. Alli tengo amistades de otrora he inclusive un amigo que fue alumno de la secundaria Sandino en Regla donde estudie y fui maestro (como se dice aqui,long time ago).Me hicistes reir con la comparacion de la griteria de los Irlandeses y las fiestas en Regla y Guanabacoa, y yo agregaria Cojimar, donde pase muy buenos ratos. El gallo de cresta roja debiera ser un simbolo nacional de Cuba. Que patio de Cubanos no tenia un hermoso Gallito Kikiriki. No hacia falta reloj despertador pues con la melodica canturria hacia que nos despertaramos contentos y ready para el diario vivir. A esto le seguia la famosa tacita de cafe colado en tetera, que con su aroma hacia que el quien no despertara al cantar del gallo, se levantara de inmediato. Estos elementos son la viva estampa de la Isla perdida en un remolino rojo. La palabra Kikirikiando fue usada en una cancion guajira asi que tu esposa esta en lo cierto. Nuestra historia es tan rica que algun dia habran innumerables Historiadores en cada pueblo en una tierra libre y soberana. Siempre me acuerdo del estribillo de una cancion navidena:
    Cuando llegara, la Noche Buena, cuando llegara el lechoncito, cuando llegara, bien azadito!. Abrazo

  5. naiade
    Abr 14, 2011 - 08:41 AM

    BONITO ARTICULO, ES BUENO INFORMAR A LAS PERSONAS DE LAS COSAS BUENAS QUE TENEMOS A NUESTRO ALCANCE PARA DISFRUTARLAS, SALUDOS OSCAR.

  6. Omar Sanchez
    Abr 12, 2011 - 06:58 PM

    Yo creo que como bien dice el amigo de el comentario anterior, todos tenemos una foto de ese lugar tan pintoresco y que guarda para nosotros los Cubanos sentimientos encontrados

  7. enrique.
    Abr 10, 2011 - 05:42 PM

    oscar.. me pase el fin de semana 27 y 28 marzo en cayo hueso, y me tire esa misma foto que tu , como mismo estas con tu mujer me la tire con la mia.. buen articulo este.. gracias..

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

DISEÑO Y PROGRAMACIÓN: BERTNIS ENTERPRISES, INC., Miami FL | TELÉFONO: 305.363.4700